NO ES VIABLE QUE SOCIEDAD COLOMBIANA SE TRANSFORME EN SUCURSAL DE SOCIEDAD EXTRANJERA

Oficio 220-177560 Del 05 de Diciembre de 2012

 

ASUNTO: No es viable que una sociedad colombiana, se transforme en sucursal de sociedad extranjera.

 

Me refiero a su comunicación radicada con el número 2012-01-304977, mediante la cual formula la siguiente consulta:

 

Una sociedad Colombiana con capital extranjero se puede transformar en una sucursal en Colombia de una sociedad extranjera? Se debe tener en cuenta que los inversionistas extranjeros son diferentes de la sociedad que se pretende sea la cada matriz..

 

Al respecto, antes de responder a la inquietud propuesta, es preciso tener en cuenta las siguientes consideraciones:

 

1. La sucursal de sociedad extranjera no tiene una personalidad jurídica diferente a la de la matriz, se trata de un establecimiento de comercio que se establece en el territorio nacional, para que la sociedad del exterior pueda actuar por su conducto, sin que sea titular de derechos ni de obligaciones en forma autónoma de la sociedad extranjera.

 

2 De acuerdo con lo dispuesto por el artículo 167 del Código de Comercio, podría válidamente, realizarse esa operación, para cuyo propósito se transcribe: “Una sociedad podrá antes de su disolución, adoptar cualquiera otra de las formas de la sociedad comercial reguladas en este Código, mediante una reforma del contrato social.

 

La transformación no producirá solución de continuidad en la existencia de la sociedad como persona jurídica, ni en sus actividades ni en su patrimonio”.

 

2. Mediante oficio 220-071133 del 14 de Diciembre de 2005, este Despacho señaló lo siguiente: “No es jurídicamente viable que las mismas sean socios o accionistas en sociedades” y agrega que “…este Despacho se pronunció sobre el tema en mención en el oficio 220-065527 del 16 de diciembre de 2004, posición que confirmó en el oficio 220-014509 del 28 de marzo de 2005, en el que reiteró que las sucursales de sociedades extranjeras no son sociedades con personería jurídica independiente de la sociedad extranjera, tal y como se desprende del artículo 485 del Código de Comercio, que establece: "La sociedad responderá por los negocios celebrados en el país al tenor de los estatutos que tengan registrados en la cámara de comercio al tiempo de la celebración de cada negocio,.....".

 

3. la sucursal está definida por el artículo 263 del Código de Comercio, como “Los establecimientos de comercio abiertos por una sociedad, dentro o fuera de su domicilio, para el desarrollo de los negocios sociales o parte de ellos, administrados por mandatarios con facultades para representar a la sociedad”.

 

4. Las sucursales de sociedades extranjeras se rigen en el país conforme a las disposiciones contenidas

en el título Vlll, del libro ll del Código de Comercio, denominado " de las sociedades extranjeras" que consagra algunas de las obligaciones que adquieren por el hecho de su incorporación, así como la obligación de ceñirse en lo pertinente por las normas de la liquidación de las sociedades por acciones, sin perjuicio de que según el artículo 492 del Código de Comercio, puedan acceder a los procesos concursales o acogerse a la promoción de un acuerdo de reestructuración en los términos de la ley 1116 de 2006.

 

De las consideraciones que anteceden se observa que la sucursal de una sociedad extranjera no corresponde a ninguno de los tipos societarios establecidos por el legislador en Colombia, de suerte que no puede una sociedad comercial por la vía de la transformación, cambiar su naturaleza jurídica para convertirse en sucursal de una sociedad en el exterior; este mecanismo legal, permite que una sociedad antes de su disolución adopte un tipo social diferente, sin que se produzca solución de continuidad en la existencia de la sociedad como persona jurídica, ni en sus actividades, ni en su patrimonio, como lo dispone el inciso segundo del artículo 169.

 

Por su parte, si una la sociedad extranjera, tiene actividades permanentes en el país, lo que le corresponde es incorporar una sucursal, para lo cual debe proceder a incorporarse en los términos del artículo 471 y siguientes del Código de Comercio.

 

 

En los anteriores términos se han atendido sus inquietudes, no sin antes manifestarle que el presente oficio tiene los alcances del artículo 28 del Código de Procedimiento y de lo Contencioso Administrativo.

Super - Sociedades: 

Actualidadd: